Usted está aquí

Cartagineses disfrutan, comparten e intercambian conocimientos en Campamento de Desarrollo Humano

Unidad de Comunicación Vicerrectoría de Acción Social

Más de 300 personas de todas las edades y de distintos lugares de la provincia cartaginesa, participaron de al menos 34 actividades organizadas por docentes y estudiantes del Recinto de Paraíso de la Universidad de Costa Rica (UCR), en la primera edición del Campamento de Desarrollo Humano realizado del 18 de enero al 3 de febrero.

Para la coordinadora del Campamento Licda. Rosa Elena Gómez Portuguez, esta actividad es importante para fortalecer la vinculación de la Universidad con la comunidad de Paraíso. “El campamento contribuye a abrir espacios para que la comunidad se integre al Recinto”.

Por su parte, la Vicerrectora de Acción Social M.L. Marjorie Jiménez Castro indicó que “los campamentos de desarrollo humano nos permiten proponer una forma diferente de hacer universidad y por ende de Acción Social. Nos permite ofrecer a la comunidad nacional un punto de encuentro para intercambiar conocimientos, disfrutar y compartir”.   

Gracias a esta articulación, se contó con el apoyo del Centro Diurno de Paraíso y la Biblioteca Pública de Paraíso, para que las personas adultas mayores disfrutaran de la Semana de Abuelitos y Abuelitas en la U. Actividades físicas, cuentacuentos, cine foros y una charla sobre autoestima y manejo de emociones impartida por el programa de Ciudadanos de Oro de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), formaron parte del programa.

Doña Claudia Coto Ortega, adulta mayor vecina de Paraíso indicó: “a mi me gusta mucho participar, a mi me encantan estas cosas porque a uno lo sacan de la rutina de la casa, lo motivan y conoce gente. Todo ha estado muy bonito, me gustó demasiado; yo no falté ni un día y ojalá sigan habiendo actividades”. 

Otro eje del campamento fue la Semana Aprendiendo en la U que buscaba orientar a preadolescentes de sexto y sétimo año en el proceso de transición de la escuela al colegio. Se abarcaron temas como técnicas de estudio, tips para el manejo del tiempo, mitos y verdades sobre el ingreso al colegio, matemáticas lúdicas y clases de inglés.

Además, se impartió un taller contra el bullying dirigido a jóvenes y sus padres de familia, en conjunto con el Ministerio de Educación Pública (MEP), a través del Programa Convivir. María Jimena Araya Zúñiga, una de las jóvenes participantes indicó: “tengo 11 años y yo me inscribí el día que llegaron a la pastoral de Paraíso. Las actividades me han parecido muy chivas y el lugar muy bonito”.

Como parte de su programación, el Recinto de Paraíso organizó además un Día Familiar en el campus donde hubo juegos tradicionales, una caminata desde el Parque Central de Paraíso hasta el recinto, carreras infantiles, clases de zumba, karate do, proyección de cortometrajes, clases de hula hula, presentaciones artísticas y culturales, arteterapia con materiales reciclados, picnic, charla de salud bucodental y recorridos guiados por el campus a cargo de estudiantes de Turismo Ecológico.

Para Mariela Calderón Hernández, madre de familia y vecina de Agua Caliente “la actividad ha estado genial, mis hijos se han divertido montones, han pasado super entretenidos. Vinimos principalmente por la carrera de atletismo, pero nos quedamos a toda la actividad y trajimos comida para el picnic. Me gusta venir a actividades acá para que ellos se vayan integrando a la comunidad y conozcan a la gente porque pronto viviremos en Paraíso”.

Otros cursos que se impartieron fueron diseño gráfico, fotografía digital, talleres de tarjetería y reciclaje, dirigidos a público en general. El campamento culminó con un Convivio de Estudiantes del Recinto de Paraíso.

“Empoderar e involucrar a los estudiantes universitarios” fue otro de los aportes de esta iniciativa, destacó Gómez, coordinadora del Campamento. De manera que, los y las estudiantes fueron parte esencial para el desarrollo logístico y organizativo de las actividades.

En total colaboraron 45 estudiantes, 15 lo hicieron de manera voluntaria y el resto a través de los proyectos de Trabajo Comunal Universitario: TC-577 sobre Promoción de la Salud Bucodental, a cargo de Cinthya Rojas Brenes; el TC-563 que brinda apoyo y capacitación a organizaciones de la zona, a cargo de Rosa Elena Gómez y el TC-667 sobre herramientas educativas, a cargo de Alí Francisco Durán Abarca.

El campamento contó además con el apoyo de la Vicerrectoría de Vida Estudiantil, coordinado por Marlen Córdoba, la administración del Recinto a cargo de Emilia Solano, la carrera de Inglés, coordinada por Elvia Ureña y el programa de Educación Continua a cargo de Mariela Madriz.

Doña Claudia Coto Ortega (a la izquierda), participó de las actividades de “Abuelitos y Abuelitas en la U”, así como del día familiar. Fotografía por Michael Álvarez. Doña Claudia Coto Ortega (a la izquierda), participó de las actividades de “Abuelitos y Abuelitas en la U”, así como del día familiar. Fotografía por Michael Álvarez.
Mariela Calderón Hernández llegó a disfrutar del día familiar en compañía de su hija Emily, su hijo Ángel (de azul) y otros dos pequeños. Fotografía por Michael Álvarez. Mariela Calderón Hernández llegó a disfrutar del día familiar en compañía de su hija Emily, su hijo Ángel (de azul) y otros dos pequeños. Fotografía por Michael Álvarez.
El TCU-577 “Promoción de la salud física, mental y bucodental a través de los estilos de vida saludables” estuvo presente durante el Día Familiar. Fotografía por Michael Álvarez.El TCU-577 “Promoción de la salud física, mental y bucodental a través de los estilos de vida saludables” estuvo presente durante el Día Familiar. Fotografía por Michael Álvarez.
José Ramón Granados comentó “las universidades públicas son pioneras en actividades recreativas y que bueno que lo extiendan a los recintos para el desarrollo e integración de la comunidad”. Él llegó acompañado de su esposa, Cristina Leiva, e hijos. Fotografía por Michael Álvarez. José Ramón Granados comentó “las universidades públicas son pioneras en actividades recreativas y que bueno que lo extiendan a los recintos para el desarrollo e integración de la comunidad”. Él llegó acompañado de su esposa, Cristina Leiva, e hijos. Fotografía por Michael Álvarez.
Para Diego Ramírez, estudiante de Turismo Ecológico, los recorridos guiados pretenden mostrar el contacto con la naturaleza como parte del Desarrollo Humano, así como crear conciencia de conservación y enseñar la diversidad biológica que posee el Recinto de Paraíso. Fotografía por Michael Álvarez.Para Diego Ramírez, estudiante de Turismo Ecológico, los recorridos guiados pretenden mostrar el contacto con la naturaleza como parte del Desarrollo Humano, así como crear conciencia de conservación y enseñar la diversidad biológica que posee el Recinto de Paraíso. Fotografía por Michael Álvarez.

PrintFriendly

Print Friendly, PDF & Email
Twitter icon
Facebook icon